background

Zinc

En el suelo:

Se encuentra en los minerales fijado en forma de sulfuro. En comparación con el Cu es más móvil porque su sulfuro es más soluble.

El contenido medio de Zn en suelo se sitúa entre 10 y 300 ppm.

La adsorción del Zn se da en los lugares de cambio de los minerales arcillosos y en el complejo orgánico de la planta. Se ha estudiado que aproximadamente el 60% del Zn soluble se da en forma de complejos orgánicos asociados con aminoácidos y ácidos húmicos.

La solubilidad del Zn del suelo y de sus minerales es máxima a pH4; bajando de manera importante en condiciones neutras y siendo mínimas en alcalinas.

El P induce deficiencia de Zn en muchos suelos, debido a la formación de fosfatos de zinc, responsable de la deficiencia.

En la planta:

La movilidad del Zn en la planta es baja; tiende a acumularse en las raíces pero la movilidad hacia los tejidos jóvenes es deficiente.

Se producen interacciones importantes entre el Zn y el Fe, así como el Zn y el P que pueden afectar el transporte de Zn. En plantas con deficiencias de Zn se han detectado niveles altos de Fe y P; y en concreto, el Fe es un claro competidor del Zn para la combinación con agentes quelatantes.

Asimismo, el Cu puede afectar de manera importante la absorción de Zn al competir ambos elementos por los mismos lugares de absorción de la planta.

Fisiología del Zn:

Tiene una función enzimática similar a la del Mn y Mg.

Es también un constituyente esencial de diversas deshidrogenasas como las del ácido láctico y ácido glutámico.

El Zn participa en la formación de ARN, demostrándose bajos niveles de éste nucleótido en condiciones deficitarias. También participa en la formación proteica, síntesis de aminoácidos y reducción de nitratos.

Mención especial merece la función del Zn en el metabolismo de las auxinas, ya que está relacionado con la regulación de la síntesis de triptófano, precursor del ácido indolacético. Se ha demostrado que bajos niveles de Zn coinciden con bajos niveles de AIA, incluso con posteriores aplicaciones de Zn los niveles de éste se han corregido.

El Zn en la nutrición y fertilización de cultivos:

La del Zn es una deficiencia muy extendida y está entre las de mayor incidencia sobre los rendimientos.

Entre los principales factores capaces de generar deficiencias no suelen estar niveles pobres de Zn en suelo, sino las condiciones no propensas a la asimilación de éste; entre las que destacan un pH superior a 7 y contenidos altos de carbonato cálcico, o tierras de naturaleza caliza.

También es destacable la correlación entre las temperaturas bajas en suelos y una baja absorción de Zn en plantas como tomate.

Niveles altos de radiación solar contribuyen en cambio a la eliminación de síntomas de deficiencias.

Se ha demostrado que la presencia de quelatos en el suelo consecuencia de la descomposición de la materia orgánica y de la exudación radicular contribuye a mantener buenos niveles de Zn en

planta. El Ca actúa aquí como competidor del Zn; desplazándolo.

Conclusión acerca de condiciones de carencias en Zn:

  • Bajos niveles en suelo.
  • Suelos de naturaleza caliza, diatomeas…
  • Bajas concentraciones en húmicos.
  • Zonas frías.

En condiciones de mala formación radicular achacada a suelos compactos, mal aireados…es recomendable la aplicación de Zn, o la aplicación de técnicas que aporten a la corrección de las mismas.
Detección de deficiencias: lógicamente los síntomas foliares o la analítica foliar si la deficiencia no es severa, pero existe. Señalar que los contenidos foliares de Zn inferiores a 20-25 ppm son bajos, siendo deficientes claramente por debajo de 10 en manzano, cítricos, maíz, tomate, alfalfa y soja.

Deficiencias de Zn:

Los principales cultivos en los que se ha detectado deficiencias de Zn son cítricos, maíz y árboles frutales.

En líneas generales todos coinciden en clorosis internerviales, reducción del tamaño de las hojas y malformaciones.

Compartir
preloader